Brecha digital en castilla la mancha

división del documento pdf y nombre del archivo en función del campo ocr

Al mismo tiempo, algunas Administraciones tomaron la decisión de invertir en infraestructuras para mejorar la conectividad y hacer posible el uso masivo de sus servicios. Por ejemplo, se mejoró significativamente el rendimiento de las plataformas educativas virtuales de Extremadura y de la Comunidad de Madrid.

Además, para apoyar tanto a los profesores como a los alumnos, algunas Comunidades Autónomas pusieron a disposición de toda la comunidad educativa sus propios bancos de recursos educativos. Estos recursos -materiales restringidos y de libre acceso, ordenados por grado, asignatura, destinatario, palabras clave, etc.- facilitaron el aprendizaje a distancia.    Ejemplo de ello son las iniciativas puestas en marcha por el Principado de Asturias, Cantabria y el País Vasco.

Además, se incrementó sustancialmente la oferta de formación online para el profesorado sobre competencias digitales y uso de tecnologías para la educación a distancia.    También se facilitaron guías y tutoriales de diversos formatos sobre el funcionamiento de las aplicaciones y plataformas educativas a profesores, alumnos y familias. Algunos ejemplos dignos de mención son los de Canarias, Castilla y León, Región de Murcia o Comunidad Foral de Navarra.

anomalias uterinas subsepto embarazo de 12 semanas

Al mismo tiempo, algunas Administraciones tomaron la decisión de invertir en infraestructuras para mejorar la conectividad y hacer posible el uso masivo de sus servicios. Por ejemplo, se mejoró significativamente el rendimiento de las plataformas educativas virtuales de Extremadura y de la Comunidad de Madrid.

Además, para apoyar tanto a los profesores como a los alumnos, algunas Comunidades Autónomas pusieron a disposición de toda la comunidad educativa sus propios bancos de recursos educativos. Estos recursos -materiales restringidos y de libre acceso, ordenados por grado, asignatura, destinatario, palabras clave, etc.- facilitaron el aprendizaje a distancia.    Ejemplo de ello son las iniciativas puestas en marcha por el Principado de Asturias, Cantabria y el País Vasco.

Además, se incrementó sustancialmente la oferta de formación online para el profesorado sobre competencias digitales y uso de tecnologías para la educación a distancia.    También se facilitaron guías y tutoriales de diversos formatos sobre el funcionamiento de las aplicaciones y plataformas educativas a profesores, alumnos y familias. Algunos ejemplos dignos de mención son los de Canarias, Castilla y León, Región de Murcia o Comunidad Foral de Navarra.

Brecha digital en castilla la mancha 2022

Según la teoría de la brecha digital, la provisión de oportunidades para ampliar la participación en los procesos políticos supone un reto para los gobiernos de todo el mundo. En esta investigación, los autores analizan la relación entre la evolución del esfuerzo de los gobiernos por desarrollar la e-participación ciudadana en las políticas públicas -medida a través del índice de e-participación de la ONU- y la de las variables de contexto nacional identificadas por la teoría de la brecha digital a nivel de país, utilizando datos de panel para 178 países durante el periodo 2008-2016. Los resultados confirman la fuerte y positiva conexión entre el IAE y el desarrollo económico y la infraestructura tecnológica de los países, el envejecimiento de la población asociado a un mayor nivel de vida, así como un impacto negativo de la ruralidad, el género, y la libertad política y la democracia resultan no influyentes, así como la educación. De las conclusiones se derivan algunas implicaciones prácticas, que contribuyen a explicar las diferencias de rendimiento entre los distintos entornos nacionales y a identificar las desigualdades actuales que todavía requieren una acción pública para reducir la brecha.

Brecha digital en castilla la mancha 2021

Según la teoría de la brecha digital, la provisión de oportunidades para ampliar la participación en los procesos políticos supone un reto para los gobiernos de todo el mundo. En esta investigación, los autores analizan la relación entre la evolución del esfuerzo de los gobiernos por desarrollar la e-participación ciudadana en las políticas públicas -medida a través del índice de e-participación de la ONU- y la de las variables de contexto nacional identificadas por la teoría de la brecha digital a nivel de país, utilizando datos de panel para 178 países durante el periodo 2008-2016. Los resultados confirman la fuerte y positiva conexión entre el IAE y el desarrollo económico y la infraestructura tecnológica de los países, el envejecimiento de la población asociado a un mayor nivel de vida, así como un impacto negativo de la ruralidad, el género, y la libertad política y la democracia resultan no influyentes, así como la educación. De las conclusiones se derivan algunas implicaciones prácticas, que contribuyen a explicar las diferencias de rendimiento entre los distintos entornos nacionales y a identificar las desigualdades actuales que todavía requieren una acción pública para reducir la brecha.